Mantén tu idea a salvo: Ventajas para creativos de un servidor dedicado

ventajas de un servidor dedicado

 

Si eres del team de creativos del marketing digital, ¿conoces las ventajas de un servidor dedicado? Si no, sigue leyendo, lo que sigue te interesará sin dudas.

Antes de entrar en materia, queremos asegurarnos de que sabes qué es un servidor dedicado. Un hosting dedicado es un servidor físico que ofrece servicios a un único usuario, que puede adaptarlo según sus propias necesidades con el fin de poder almacenar información, imágenes, video, todo ese contenido al que puedas tener acceso vía web.

Seguro escuchaste hablar de hostings compartidos también. Si bien tienen sus ventajas y beneficios, sobre todo en cuanto al precio (muchos son gratis), siempre es recomendable un servidor dedicado porque contratas el servicio solo para tí. Un servicio de hosting dedicado es mucho más flexible y conveniente que uno compartido, básicamente porque tienes el control total sobre lo que subes.

Un hosting dedicado tiene un solo propósito: ser un servidor para un sitio web, por ejemplo; un solo anfitrión para un solo huésped. En cambio, esto no ocurre con los servidores compartidos, que sirven a varios huéspedes a la vez.

Si necesitas mucho ancho de banda para soportar mucho tráfico, un hosting dedicado te la proporciona, sin que se vea afectado su funcionamiento. Otro punto importante a tener en cuenta es que un servidor dedicado tiene su propio número de IP, lo que hace mucho más fácil su administración.

En caso  de que tengas varios proyectos andando, te conviene tener un hosting dedicado, porque a la larga te será más rentable. Aunque reiteramos que la decisión final dependerá de las necesidades de tu negocio. No es que servidor dedicado sea mejor que uno compartido. Se trata solamente de evaluar qué es lo que más te conviene y qué objetivos deseas alcanzar.

¿Cómo funciona un servidor dedicado?

No entraremos en términos muy técnicos para no marearnos. Solo te contaremos de manera sencilla cómo funcionan los servidores dedicados. El sistema operativo se instala directamente en el mismo servidor, de manera de servir a un solo inquilino, para optimizar el desempeño.

Un servidor dedicado es idóneo por el tema de la seguridad. Si ofreces algún tipo de producto o de servicio y necesitas cobrar desde tu página, si te dedicas al e-commerce, por ejemplo, entonces te conviene contratar los servicios de un hosting dedicado para poder cumplir con requisitos de cumplimiento de normas, de privacidad y de seguridad.

Si estás en una altura avanzada de tu emprendimiento, con proyectos de gran envergadura, un hosting dedicado puede ayudarte a gestionar tu propio servidor y así tener mayor autonomía para manejar tu página web. Además, lo puedes configurar como mejor te parezca para satisfacer tus propias necesidades.

¿Cuáles son las ventajas de un servidor dedicado?

  •         Personalización: Tienes completa libertad para administrarlo y, lo mejor de todo, controlarlo. Puedes adaptarlo para tu negocio como te plazca. Esto significa que puedes escoger y pagar por la configuración que requiere tu negocio. Asimismo, puedes decidir qué software usar para construir tu sitio.
  •         Cuota regular: Al contratar un servicio de hosting, ya sabes cuánto te saldrá al mes, lo que te permite organizarte, desde el punto de vista de tu propio presupuesto, para ello.
  •         Alto rendimiento: El hosting dedicado permite tener un alto rendimiento, es decir, permite que tu sitio web esté funcional en todo momento, las 24 horas del día, los 365 días del año.
  •         Soporte técnico: Las compañías que proveen servicios de hosting dedicado proporcionan también soporte técnico, además de servicios de backup, para que todas las funciones de tu sitio web estén optimizadas en tiempo récord en caso de falla.
  •         Dominio propio: Una de las tantas ventajas de tener un servidor dedicado es que, al crear tu página, puedes escoger tu nombre de dominio y esto te da apariencia profesional, ya que tu página no va a tener una URL genérica.
  •         Seguridad: Ya lo dijimos anteriormente, pero no está de más repetirlo. El tema de la seguridad es uno de los más importantes al momento de tener un servidor dedicado. Es uno de los aspectos que debes averiguar antes de contratar este tipo de servicio: qué tipo de seguridad y potencia ofrece.
  •         Potencia: Y por hablar de potencia, con un servidor dedicado el tema de la congestión por tráfico es mucho menor, ya que no tienes aplicaciones, páginas de terceros, información, etc., que ‘’compitan’’ con tu espacio de almacenamiento, por tu ancho de banda.
  •         Ahorro de tiempo: Si no tienes tiempo para aprovechar bien las capacidades del servidor dedicado, cuentas también con el servicio de gestión del mismo para no tener que hacer todo manualmente. Solo tienes que cerciorarte de que todo esté tal y como quieres que esté, pero de la configuración y el mantenimiento se encarga la compañía contratada.
    Por regla general, las empresas que ofrecen este tipo de servicios, ofrecen varios planes que facilitan el correcto aprovechamiento de los recursos. Por ejemplo, puedes dedicarle más tiempo al contenido de tu página que a su mantenimiento técnico..
  •         (Casi) 100% de disponibilidad: ¡Puedes dormir tranquilo! Al contratar un servidor dedicado, puedes olvidarte de las caídas, fallas, falta de calidad, etc., ya que los proveedores garantizan un tiempo de disponibilidad de casi 100%.
  •         Posicionamiento: Si hay una cosa que debes tener en cuenta es que los motores de búsqueda no confían en las páginas que están alojadas en plataformas gratuitas, por lo que no posicionan bien. En cambio, los servidores dedicados no tienen estos inconvenientes.

Escribe un comentario

¿Todavía no tienes tu página?

Créala en 2 minutos